Más de 300 familias de agricultores del Trapecio Amazónico Perú – Colombia serán beneficiados a través de la ejecución de Proyecto Binacional de Cacao

Mas de 300 familias de productores cacaoteros de comunidades indígenas y no indígenas asentadas en las zonas fronterizas de Perú y Colombia serán beneficiadas a través de la ejecución del Proyecto “Instalación de la Cadena de Valor Binacional del Cacao Cultivado y Nativo de Aroma en el Trapecio Amazónico Perú – Colombia”, gracias al apoyo prestado por el Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri).

El director ejecutivo del Proyecto Especial Binacional de Desarrollo Integral de la Cuenca del Putumayo (PEBDICP) del Minagri, José Gilmer Maco Lujan, firmó un importante convenio con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que formaliza los términos y condiciones en el que el banco como ente administrador del Fondo de Desarrollo de la Zona de Integración Fronteriza Colombia – Perú, otorgará un financiamiento no reembolsable a los productores cacaoteros de las zonas en mención; a través del organismo ejecutor.

Esta contribución -con cargo a la fuente de financiamiento mencionada- equivale a la suma de quinientos mil dólares americanos (US$500 000). Asimismo, el PEBDICP -como organismo ejecutor- también se comprometió a realizar los aportes que se requieran en adelante, para la completa e ininterrumpida ejecución de dicho proyecto; en el que se estima un total de quinientos cincuenta y tres mil dólares americanos (US$553.300).

Esta inyección financiera será invertida en cuatro módulos comunitarios de poscosecha, un módulo de transformación de cacao y el mejoramiento del módulo de trasformación de cacao ya existente; además de la implementación de un protocolo binacional de buenas prácticas agrícolas, tres protocolos binacional de cultivo, poscosecha y transformación de cacao; entre otras trascendentales acciones.

Es importante resaltar que antes del inicio del convenio con apoyo del PEBDICP, en la Provincia de Ramón Castilla, zona de intervención del proyecto, desde el año 2014, se promueve el cacao nativo como cultivo sostenible para mitigar la agricultura migratoria, recuperar tierras degradadas y desincentivar los cultivos ilícitos

A partir de la fecha en mención, se han ejecutado proyectos y actividades que permitieron la instalación de 450 ha de parcelas agroforestales con una productividad de 0.45 t/ha/año, así como la conformación de una cooperativa de productores agrarios que comaneja cuatro módulos asociativos de poscosecha, dos módulos de transformación de cacao y que a su vez llevan adelante una estructura de comercialización de grano y derivados con la marca Tikuna en los mercados de Iquitos, Tarapoto, Lima y Tabatinga (Brasil).

Cabe destacar el apoyo de instituciones públicas y privadas que también participaron en este proceso, como la Comunidad Andina-UE (CESCAN II y INPANDES), AECID y ahora también como ente gestor, el instituto SINCHI de Colombia.

Es importante resaltar que este proyecto beneficiará a los productores cacaoteros de las zonas fronterizas de Perú y Colombia; así como impulsar su crecimiento económico y la integración entre países hermanos, para lograr una reducción de la pobreza y una mayor equidad social de forma amigable con la naturaleza.



Vía gob.pe

Siga estas noticias en Linkedin

Siga estas noticias en Linkedin
Únase a nuestra página en Linkedin para DePeru.com

Le puede interesar:

Bono económico de S/ 380 como ayuda por coronavirus

MTC garantiza continuidad de los servicios de transporte de carga y toda actividad conexa

Más de 1,400 detenidos fueron incluidos en registro de infractores de la cuarentena