EsSalud recomienda a padres relación estrecha con pediatra desde nacimiento de hijos

El crecimiento de un niño es un conjunto de acontecimientos, que debe ser constantemente monitoreado desde el nacimiento, para un adecuado desarrollo del menor, en forma integral. Por ello, EsSalud recomienda a los padres mantener un estrecho y permanente contacto con el médico pediatra.

 

El doctor Vicente Vivar, jefe del servicio de Pediatría del Hospital III de Emergencias Grau de EsSalud explicó que la atención especializada al niño se inicia desde el momento del nacimiento, para hacer el reconocimiento de toda la parte física y psicomotora del niño en los aspectos básicos, respondiendo a estas primeras preguntas ¿cuánto pesa?, ¿está sano?, ¿tiene algún problema?

 

Luego, está la etapa del neonato, comprendida hasta los 28 días de nacido. Aquí se fortalece el proceso de lactancia materna, considerada para la pediatría como el primer eslabón seguro del desarrollo cerebral del niño, porque establece los lazos afectivos solidos entre el niño y la madre que también contribuyen a la autoestima y garantiza la protección inmunológica a través de la inmunoglobulina, que son defensas que contiene la leche materna.

 

El doctor Vicente Vivar explica que la corteza cerebral del niño es el área más compleja del ser humano, ahí se almacena lo bueno y lo malo. Por ello, se recomienda hasta los tres meses de nacido, trabajar con los primeros mensajes a grabar en la mente. Uno de estos mensajes es su nombre, por lo que todos los familiares lo deben llamar igual.

 

Del tercer al sexto mes se debe formar su núcleo de autoestima, para lo cual se le debe llamar por su nombre adicionando palabras afirmativas y adjetivos calificativos. Por ejemplo, Jorgito cariñoso o Pedrito campeón, no lo va entender a esa edad; pero, si se quedará grabado en su cerebro.

 

El especialista agrega que el área más desarrollada del bebé es el sentido auditivo. Eso genera que el bebé tenga facilidad para sentir y reconocer los latidos cardiacos de su mamá. En tanto, el sentido menos desarrollado es el visual.

 

Para un pediatra un niño feliz es la meta, el trabajo con diversas estrategias permite garantizar que el niño alcance su máximo desarrollo como persona en todas las áreas, sea física, intelectual y espiritual, con un solo objetivo, que el niño sea feliz, el rol de la familia también es fundamental, acotó el doctor Vicente Vivar.

Fuente: EsSalud.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Lista de beneficiarios de Pensión 65, fue aprobada por la PCM

Pausa activa laboral en Policlínico Chincha

Gobierno invertirá más de S/. 1,000 mllns. en Colegios de Alto Rendimiento en todo el país