jueves, 6 de diciembre de 2012

Perú hizó un trabajo muy fino para "desarmar" por anticipado los argumentos de Chile, sostiene constitucionalista


Perú hizo un trabajo muy fino para “desarmar” por anticipado los argumentos que Chile presentará en la fase oral del contencioso que ambos enfrentan en la Corte de Justicia de La Haya, afirmó  Enrique Bernales, miembro de la Comisión Consultiva de la Cancillería.

Consideró que la exposición oral de los juristas que defienden la causa peruana fue muy sólida, coherente y completa porque no solo presentó la tesis peruana contenida en la demanda, sino que además contestó “punto por punto” lo argumentado por Chile en lo que va del juicio.
“Se ha hecho un trabajo casi de relojería para desarmar los argumentos que Chile presentará desde mañana y el viernes. La razón nos asiste, así como el derecho en el que sustentamos nuestra posición”, declaró el también abogado constitucionalista.
Bernales destacó que en sus respectivas intervenciones los integrantes del equipo jurídico peruano dejaron en claro que los acuerdos de 1952 y 1954 no constituyen tratados de límites marítimos y que el Perú nunca consintió ni le dio ese carácter a dichos convenios.

En diálogo con la Agencia Andina, comentó, por ejemplo, que en la Corte se pudo demostrar con documentos que el acuerdo de 1954 solo establece una zona peruana y una chilena para labores y faenas de caza en ese sector del Pacífico sur.

Incluso, el experto remarcó el hecho de que a Chile tal vez le haya sorprendido que Perú presentara en el contencioso jurídico la cartografía original como elemento para probar que el vecino país del sur modificó unilateralmente los mapas, según su conveniencia.

“Chile ha construido, ha inventado un caso, desnaturalizando o alterando la esencia de los acuerdos del 52 y del 54 para darle la interpretación de que la suma de los dos constituía un tratado de límites y eso, como ha quedado en evidencia, no se sustenta”, recalcó.

En ese sentido, Bernales coincidió con lo expresado ante la Corte por Michael Woods, uno de los abogados extranjeros del Perú, quien dijo que Chile, con tal argumento, arma un “rompecabezas” con piezas de distintos juegos, las que no encajan unas con otras.

Sostuvo también que es lógico y natural que Chile en 40 años no haya publicado mapas oficiales con la supuesta demarcación de límites marítimos, pues estos nunca fueron definidos y, por lo tanto, estos tampoco pudieron ser depositados en las Naciones Unidas.

“Nada de eso era necesario porque no se estaba ante un tratado de límites. El silencio se explica en función de la naturaleza de esos acuerdos que no era limítrofes”, subrayó.

Asimismo, desvirtuó el argumento chileno que alude a un decreto de 1947 en el que supuestamente Perú declaraba la línea fronteriza bilateral a partir de una línea en paralelo y añadió que ello no expresa en lo absoluto una definición de límites marítimos.

“El decreto del año 47 solo es la proyección peruana hacia el mar, desde sus costas por 200 millas, en las cuales se establece la soberanía y jurisdicción del Perú, pero no se refirió para nada a límites marítimos laterales”, manifestó.

Incluso, recalcó que, si ese fuera el caso, la declaración que consta en un decreto supremo emitido por un gobernante (refiriéndose al expresidente peruano José Luis Bustamante y Rivero) tampoco puede considerarse un tratado.

Finalmente, el letrado comentó que corresponde esperar con prudencia y serenidad las exposiciones de la parte chilena y evaluar si en ellas existe algún punto sólido que pueda rebatir los argumentos esgrimidos en la demanda peruana.

Fuente [Andina]

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada